martes, 19 de octubre de 2010

Blake Griffin. Año 1 (de nuevo)

La alegría llegó al barrio pobre de Los Angeles. En los Clippers había ilusión, por una vez después de mucho tiempo creían en ellos. En junio de 2009 elegían con número uno del draft a Blake Griffin.

El jugador de la Universidad de Oklahoma. Líder de la Universidad de Oklahoma. Orgullo de sus aficionados. Jugador destinado a marcar una época en la pintura de la NBA. Todo esto es lo que se prometía cuando el joven pelirrojo se puso la gorra de los Clipps mientras que daba la mano a Stern.

La cosa comenzaba de la mejor forma posible, siendo MVP de la Liga de Verano de 2009 en Las Vegas. Demostrando de lo que era capaz, disparando las expectaciones y haciendo mella en la ilusión en el equipo angelino.

Pero parece que es la mala suerte persigue a los Clippers. O que el estar cerca de Hollywood hace que su historia reciente parezca una historia de terror. Al menos de misterio.

El protagonista, el chico guapo de esta película sufre una lesión, rotura de la rótula de su rodilla, y no puede asistir al baile final con la chica. Pero tras una dura recuperación, un año entero con retorteros de cabeza con su rodilla parece que Griffin ha vuelto, y lo ha hecho con ganas recuperando las ilusiones que les comentaba antes. El final feliz hollywoodense

Si nos fijamos en sus partidos de pretemporada podemos ver que es un jugador de un 20-10 potencial. De hecho así lo está demostrando estos partidos siendo el líder de su equipo y sorprendiendo a propios y extraños. Sus números son brillantes. Un 63% en tiros de campo superando con claridad los 20 puntos y 12 rebotes por encuentro y dando muestras que no se acuerda de su grave lesión.

Está claro que su impacto en la liga no será tal. Que no promediará estos números, pero no hay discusión de que puede ser un 15-8 sobradamente, incluso superior, en su primer año. Y de ahí progresando. Está jugando duro, sin ningún temor en recaer en la lesión y es que su gran trabajo durante el año pasado y su pasión por este deporte se notan. Es un jugador talentoso con una gran dinámica de trabajo y esto le está llevando, hasta el momento, a superar su lesión.

Tal vez haya perdido algo de velocidad o que su porcentaje de tiros libres, por debajo del 50%, sea penoso. Lo que está claro es que es un claro candidato al ROY, recordemos que al no jugar el año pasado es su año rookie.

Para la lucha por este título tiene un gran rival claro, John Wall. Sin embargo Griffin tiene una serie de cuestiones a su favor. Ya conoce la NBA por dentro, lleva más tiempo entrenando con un equipo de élite e incluso a viajado por el equipo por lo que esta más adaptado tanto a la liga como a la franquicia.
Sin embargo, también tiene cosas en contra como puede ser que John Wall tendrá más tiempo el balón en las manos y por lo tanto sobre el papel puede optar a hacer mejores números. Aunque si el ala pívot consigue los porcentajes que está realizando en los últimos partidos o similares los números serán de superestrella.

El impacto en los Clippers de Griffin será inmediato. Con su participación en el juego beneficiará a sus compañeros. Kaman por fin dejará de ser la única referencia en la pintura y jugará mucho más arropado en defensa y con más espacios, ya que Griffin tiende a abrirse, en ataque. El otro gran beneficiado de la aportación en el campo del joven cuatro será Baron Davis que tendrá más posibilidades de pase. Y lo que esto significa, menos necesidad de hacer penetraciones suicidas o tiros innecesario con los que nos tiene acostumbrados a deleitarnos en los últimos tiempos.


Se trata de un jugador que debe contagiar con su clase y talento a un equipo joven que hace años que no saborea playoff.


PD: Texto íntegro de mi primera colaboración con la web Skyhook.es . Muchas gracias de nuevo a la gente de está página por la oportunidad de participar con ellos y por toda la información que ofrecen al aficionado a la NBA


FOTOS: Every Joe y As.com

3 comentarios:

adri_zgz dijo...

¿Como te lo curras eh juandi? Mola, mola. Me siento orgulloso de lo trabajador que te has vuelto señor Mora.
Y eso que no me gusta mucho el baloncesto...
Para que veas que me paso por tu blog ¿Eh?

Por cierto, soy adri, el de tu exequipo y bajista de Bajo la Escalera jaja, lo digo por si acaso.

Almanzor dijo...

Griffin es un auténtico fenómeno. Llegó a la liga como el futuro gran 4 de la Liga al nivel de Barkley o Malone. Allá por Enero, cuando se confirmó que no jugaría nada el año pasado, escribí que tal vez esta lesión le haría perder explosividad y le haría ganar a la hora de jugar de cara al aro, mejorando el tiro, algo que Malone y Barkley fueron haciendo poco a poco.

no he visto ningún partido de pretemporada´, así que no sé si seguirá jugando igual que en los Sooners o si ha cambiado algo. Lo que está claro es que es un pedazo de jugador y si no es ROY, es porque los Wizards van a ganar más partidos.

Saludos y bienvenido a Skyhook. Aquí tratamos bien a la gente ;)

Almanzor dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...